domingo, 14 de abril de 2013

Los ganaderos buscan crecer y exportar más

El sector ganadero apuesta este 2013 a varias premisas con el solo objetivo de superar el crecimiento anual del 2,5%, y si es posible llegar a un 6%. Uno de ellas tiene que ver con la exportación de carne que al momento apenas representa 1% del consumo interno nacional.

Para que eso mejore, los productores pecuarios exigen normas claras y la urgencia de la certificación libre de fiebre aftosa, lo cual alentaría exportar no solo al mercado peruano sino a otros países del mundo.

"Es un reto de todo el sector ganadero del país lograr la liberación de la fiebre aftosa. Eso permitirá abrir la barrera de la exportación. Para ello hay que mejorar los índices en el tema de la vacunación, pese a que en el tema genético se ha crecido bastante, donde el 90% de la ganadería cruceña tiene sangre cebuina, es un sector muy bien desarrollado", precisó Fernando Baldomar, gerente general de la Asociación de Criadores de Cebú (Asocebú).

Ganadería y desarrollo. Según datos proporcionados por la Federación de Ganaderos de Santa Cruz (Fegasacruz), el país concentra mayor crianza ganadera en dos departamentos como son el Beni y el nuestro, con una población ganadera que supera más de dos tercios de todo el país.

Por su parte, Santa Cruz tiene una tasa de crecimiento de su hato bovino (3%) superior al promedio nacional (2,5%), lo que muestra una fuerte inserción de inversión financiera y, más que todo, en tecnología productiva. Aspecto preponderante para el crecimiento; además de las fuertes inversiones que se ha estado desarrollando.

Pero según el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT), en su documento denominado “Plan del Sector Desarrollo Agropecuario”, señalaba que “el país tiene limitada competitividad en relación a otros países de Latinoamérica. Los actuales sistemas productivos de los rubros alimenticios básicos, por diversos factores arrojan bajos rendimientos por unidad de superficie cultivada, a ello se debe añadir los daños que sufren los cultivos debido a fenómenos naturales adversos”.

Respecto a la aplicación de la tecnología en las razas de ganado bovino, predominan las “razas cruce”, los denominados "cebuinas" con Nelore que constituye el 75%, Nelore es el 8% (considerado puro) y el 9% son otras razas (Gyr, Gyr-Holando, Brahman, Holstein, Pardo Suizo).

"En el tema de mejoramiento genético, es lo que más nos compete, el progreso ha sido bastante grande debido a la inversión, la dedicación e interes que tienen los criadores de razas puras. Eso no lo decimos nosotros, criadores de ganado cebú, lo dicen cada vez que no visitan expertos internacionales", apunta Rómer Osuna, Presidente de Asocebú.
En cambio, al crecimiento al hato ganadero como país, Baldomar señala que es aún lento.

Población y fomento. Los datos oficiales de Fegasacruz Bolivia en el 2011 indicaron una población ganadera de 8.400.439, en tanto que este 2013 tomando como base el crecimiento de 2,5% de crecimiento anual ha establecido 8.821.745 cabezas de ganado.

"Como Fegasacruz estimamos que al 2013 el departamento de Santa Cruz cuenta con alrededor de 3.000.000 de cabezas de ganado bovino, tomando en cuenta el Censo Ganadero, realizado por la Gobernación de Santa Cruz, que nos fuera entregado el año 2012", precisa el informe de de esta entidad.

Concentrando el análisis en la ganadería de Santa Cruz, y por categorías de edad y sexo, vemos que tenemos un plantel reproductivo interesante: consistente en que más de la mitad son vacas y vaquillas, con potencialidad de reproducir ganado.

"Son muchos años de trabajo los que preceden a dichos resultados. En mi hacienda, por ejemplo, somos criadores de la raza cebuina Gyr, cuya caracteristica especial es la producción lechera. Esta especie es de origen indio que ingresó al Brasil y nosotros tenemos de ambos lados", señala Eduardo Egüez, productor lechero.

Producción extensiva. A partir de información de la Autoridad de Bosques y Tierras (ABT), que en el país contamos con 32.940.000 de hectáreas denominadas “tierras para la ganadería”, consideramos que alrededor de 1.500.000 hectáreas se encuentran con pasturas y otros forrajes y cultivos para la ganadería, lo que nos hace deducir que la ganadería boliviana se caracteriza por ser extensiva; es decir, aprovecha los recursos naturales en todos los sistemas ecológicos existentes. Aspecto a tomar en cuenta en la aplicación de políticas normativas y económicas, debido a que una significativa cantidad de productores son pequeños. Existe una correlación entre el pequeño ganadero, sistema de producción extensivo, predominantes en el país, es decir, de las 8,8 millones de cabezas de ganado proyecta para la presente gestión, podríamos concluir que un 85% del hato nacional está bajo la crianza extensiva.

Apuntes
Las demandas y metas que el sector aspira a concretar

Producción. El sector exige al Estado políticas complementarias respecto a: Seguridad jurídica a la tenencia de la propiedad privada; un Servicio Oficial (SENASAG), fortalecido, institucionalizado y con presupuesto asignado por el Tesoro General del Estado; y que exista una política de Estado que fomente mas las exportaciones de productos no tradicionales.

Exportación. Seriedad país, es decir, que la exportaciones de carne bovina y sus derivados, que actualmente que representan un porcentaje menor al 1% de la producción nacional, no estén sujetas a decisiones políticas, sino que obedezcan a decisiones productivas.

Estrategia país. Una verdadera alianza entre público y privado, que permita por un lado mejorar el estatus sanitario de nuestro país, y por el otro, comenzar a implementar en la actividad ganadera, buenas prácticas pecuarias, bienestar animal, transabilidad, entre otras. Ello, permitirían cumplir con requisitos de mercados más exigentes y cuyo precio por el producto recibido también es altamente satisfactorio.

Desafío. Este año se debe acelerar significativamente la producción de más terneros: con una mayor adquisición de toros y vacas,

Punto de vista

Alberto de Oliva Maya
Experto en Temas de Ganadería

"El Gobierno no tiene clara la certificación libre de fiebre"

"En el país se tiene un excedente relativamente mínimo para exportar, pero los límites de la declaratoria libre de fiebre aftosa dificultan una mayor búsqueda de mercados en los países vecinos. En el caso del Beni, todavía hay mucho trabajo por desarrollar en este ámbito. Santa Cruz es el único departamento que tiene las condiciones técnicas y sanitarias de exportación.

Además, mientras el gobierno no tiene clara la certificación de la fiebre aftosa, es aún difícil precisar con certeza una exportación a mayor escala. La tendencia es que la ganadería en general de nuestro país aún le falta despegar. Sin embargo, hay avances extraordinarios en el caso de Santa Cruz.

En términos de genética, desarrollados durante los últimos 20 años si hemos despegado con la raza Nelore en el plano de los criadores cebuinos en el departamento de Santa Cruz. Tenemos una genética muy buena y bien desarrollada con resultados exitosos como son la exportación de embriones y semen a otros países. En esos términos hay avances, un esfuerzo grande del sector ganadero y privado.

Lastimosamente donde hay mayor cantidad de ganadería en el país (Beni) no se ha avanzado. Hasta el momento el gobierno pareciera no tuviese motivación para agilizar la certificación libre de fiebre aftosa".

Entrevista: Juan Carlos Peredo
Presidente de Fegasacruz

"Bolivia puede ser un país exportador de carne”

E sta semana abre una nutrida agenda ganadera de actividades como el Simposio Internacional de Ganado de Corte y la 23 versión de la Feria de Agropecruz. Ante estas inquietudes inherentes al sector, Juan Carlos Peredo, Presidente de la Federación de Ganaderos de Santa Cruz, hace énfasis del momento que viven los pecuarios.

P. ¿Cómo se encuentra el sector ganadero, en este caso bovino del país?

J.C.P.: El sector ganadero bovino boliviano se encuentra, en el 2013, empezando a tomar impulso hacia un inicio de un crecimiento significativo, siendo que los que apuntalan son los departamentos de Santa Cruz y Beni: ambos hacen más de las dos terceras partes de la población ganadera bovina.

P. ¿Cuáles son las cifras referentes a la productividad, número de cabezas de ganado existentes en el país y la región?
J.C.P.: Con relación a otros países, Bolivia tiene 0,3%, mientras que Brasil 3,5%, China 2,5%, Argentina 3,7% y otros países 1,1%. En otras palabras -dentro de este mismo indicador- la tasa de crecimiento de carne faenada de Bolivia comparada con uno de los mejores productores a nivel mundial como lo es Brasil, la de Bolivia es 12 veces “menor” y comparada con la suma de otros países –también- es 4 veces menor.

P. En términos de producción de carne, ¿cuánto ha crecido el sector en los últimos diez años?

J.C.P.: La producción de carne desde años atrás ha estado generando excedentes en la producción de carne, en base a un crecimiento constante del hato ganadero bovino en Bolivia; en los últimos años se estima que es de 12.000 toneladas métricas. La producción pecuaria boliviana, desde la perspectiva de aporte al PIB1 ha tenido un crecimiento desacelerado; no obstante ha sido de alrededor de 3% anual -entre el 2000 al 2010- considerado modesto al decir por el crecimiento de otros países.

P. ¿A cuánto alcanza la crianza extensiva de bovinos en el país?

J.C.P.: Según la información de la Autoridad de Bosques y Tierra (ABT), en el país contamos con 32.940.0001 de hectáreas denominadas como “tierras para la ganadería”, consideramos que alrededor de 1.500.000 ha se encuentran con pasturas y otros forrajes cultivos para la ganadería, lo que nos hace deducir que la ganadería boliviana se caracteriza por ser extensiva, es decir aprovecha los recursos naturales en todos los sistemas ecológicos existentes. Aspecto a tomar muy en cuenta en la aplicación políticas normativas y económicas: debido a que una significativa cantidad de productores son pequeños.

P. ¿Podemos ser o constituirnos en un país potencialmente exportador?

J.C.P.: Bolivia puede constituirse en un país potencialmente exportador de carne: tenemos las condiciones, como ser: ambientales, tradición ganadera, tecnología avanzada en el manejo productivo y reproductivo y otros. Se suma el aporte a la economía que la ganadería bovina viene haciendo, en tierra y sus mejoras, infraestructura, instalaciones, equipamiento, semovientes y otros, esperamos que superen los $us 7.000 millones.

P. ¿Es imperativo la certificación libre de Fiebre Aftosa?

J.C.P.: Conseguir la certificación permitirá la conquista de nuevos mercados internacionales de carne y leche: trayendo consigo mejores precios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada