Buscador

viernes, 22 de enero de 2016

Por ser albergados en el área urbana Zoonosis comisó animales destinados al consumo humano

Una comitiva de la Unidad de Zoonosis del Municipio de El Alto, a denuncia de vecinos, se trasladó ayer a la urbanización Villa Ingenio del Distrito 5, donde constató una vivienda en que la propietaria del inmueble poseía 50 ovejas.

“La Ordenanza Municipal 164/2006, que aún está vigente en el municipio de El Alto, prohíbe la tenencia de animales de consumo humano en los domicilios en área urbana. Si se descubre aquello, la Unidad de Zoonosis, cita a los propietarios para firmar un compromiso de retiro de los animales a un área rural”, informó el jefe Municipal de Unidad de Prevención de Enfermedades Endémicas, Rubén Calle.

Por su parte, María Mamani, dueña de los animales, se comprometió a llevarlos fuera del área urbana.

“En tres días aproximadamente llegará mi hija, ella me va ayudar a trasladar a mis ovejas al campo. No se preocupen lo voy a cumplir”, dijo doña María.

No hay comentarios:

Publicar un comentario