Buscador

miércoles, 1 de junio de 2016

Tarija El frío y la sequía matan al ganado en la zona alta



La escasez de agua y las bajas temperaturas en los municipios de Yunchará y El Puente mataron en mayo a cerca de 150 cabezas de ganado ovino, caprino y camélido, situación que moviliza a las autoridades provinciales a trabajar en proyectos de prevención para enfrentar la época de invierno.

El ejecutivo de la central provincial de Yunchará, Agustín Casasola, informó que, en las comunidades más lejanas de la zona altiplánica de su municipio, se registró en el pasado mes, al menos la muerte de unas 50 cabezas de ganado de recién nacidos y de un año de crecimiento, tanto en llamas como en ovejas.
Esta situación se debe a la falta de agua en las vertientes, falta de forraje y a los fuertes fríos que se registraron, con temperaturas que alcanzaron los 5 grados bajo cero, en varias comunidades del altiplano de la provincia Avilés de Tarija, dijo el dirigente.
La muerte de la ganadería aún está vigente en las zonas media, alta y baja del municipio de Yunchará, por la época de invierno que recién ha comenzado, para lo cual las autoridades provinciales de esa región, junto a los dirigentes de las comunidades ya toman previsiones que eviten el exterminio del ganado en junio y julio.
La situación es similar en el municipio de El Puente, informó el ex presidente del Concejo de Autoridades, Nicasio Valdez, quien manifestó que, por lo menos, unas 80 cabezas de ganado caprino y ovino ya desaparecieron por la falta de agua y los fríos en los distritos de Tomayapo, Paicho, Curqui y Huaramachi.
Según el dirigente, el grado de mortandad comienza a ser preocupante para las familias campesinas de la zona, a consecuencia de que los animales, cada cuatro días, tienen agua para beber, por la escasez del líquido elemento. Desde principios de año se secaron las vertientes y los pozos que se realizaron en diferentes zonas de las provincias.
El panorama esta gestión es incierto para la producción agrícola y ganadera en varios distritos de la segunda sección de la provincia Méndez, manifestó el ejecutivo de la central provincial de El Puente, Osvaldo Fernández, por lo que instó al municipio, a la Subgobernación, la Gobernación y el Gobierno Nacional a que agilicen la ayuda para los damnificados.
Este lunes 30 de mayo los pobladores campesinos de El Puente se reunieron en la localidad de Iscayachi, donde determinaron dar un plazo a las autoridades hasta la primera quincena de junio, para que resuelvan los problemas de los fenómenos naturales.
Ante esta determinación el alcalde, Hugo Girón, manifestó que en el Municipio se decidió movilizar a cuatro cisternas, para que distribuyan agua a las comunidades tanto para el consumo humano como para la ganadería, por lo menos unas tres veces a la semana y así evitar la mortandad de más ganado.
Asimismo informó que frente a la falta de agua en varios afluentes de su región, decidieron recurrir a los municipios de Las Carreras y Villa Abecia de los Cintis de Chuquisaca, para trasladar agua de sus afluentes a territorio tarijeño.
Paralelamente a esta labor están trabajando junto con la administración central en la canalización de recursos económicos, para la ejecución de tres proyectos, de atajados, reforestación y perforación de pozos, en las zonas más secas con una inversión de casi nueve millones de bolivianos.
Las autoridades de la Gobernación destinarán más de 16 millones de bolivianos para la atención de los desastres naturales en los municipios de Yunchará, El Puente, San Lorenzo, Padcaya, Entre Ríos, Yacuiba y Cercado, donde los desastres naturales afectaron los cultivos, la ganadería y los sistemas de agua potable.
La Secretaría de Medio Ambiente y la Unidad de Gestión de Riesgos ya trabajan en la evaluación de los informes para la declaratoria de desastre en los próximos días al departamento de Tarija.

No hay comentarios:

Publicar un comentario