Buscador

jueves, 16 de febrero de 2017

Dos laboratorios analizan carne de dudosa procedencia


Causó revuelo la posibilidad de que se estuviese vendiendo carne de perro en un frial de la zona del mercado Los Pozos, de propiedad de ciudadanos asiáticos. Los vecinos se alarmaron al ver la forma de las piezas de carne expuestas en una vitrina refrigerada, por lo que llamaron a la Alcaldía para que proceda a decomisar el producto sospechoso.

Funcionarios especializados del laboratorio municipal de inocuidad se hicieron presentes en el frial para recoger muestras, a fin de analizarlas en dos laboratorios, uno de ellos al de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (Uagrm).

El secretario de Abastecimientos y Servicios de la Alcaldía, Fernando Antelo, pidió calma a la población y a los medios de comunicación para no prejuzgar hasta que se conozcan los resultados de qué clase de carne es, porque los propietarios del frial aducen que es carne de chivo.

Antelo reveló que se debe ver también si la carne tiene un sello de seguridad de un matadero o del Senasag, de no tenerlo puede darse una sanción de parte del Departamento Jurídico de la municipalidad.

Sandro Fernández, de la Sociedad Protectora de Animales y del Medio Ambiente (Soprama), dijo que primero hay que estar seguros de la denuncia, pero de ser cierto sería una situación inédita por estar expuesta en un frial.

De confirmarse la denuncia de los vecinos también se trataría de un biocidio donde deben intervenir la Fiscalía, las autoridades de salud, la comuna y Soprama.
El defensor de los animales recordó que culturalmente los perros no se comen en nuestra sociedad porque son considerados parte de la familia, y porque en el país no hay criaderos especializados en este tipo de carne.

No hay comentarios:

Publicar un comentario